Carta a la duquesa de Aba: así está su legado seis años después de su muerte

Carta a la duquesa de Aba: así está su legado seis años después de su muerte

Querida Duquesa,

Un año más, llega el 20 de noviembre y en nuestra memoria se agolpan los recuerdos de tu intensa vida. Somos más de celebrar los cumpleaños, pero hay quienes merecen celebrar su ausencia. Como en tu caso. Los cinco primeros años de este duelo fueron tiempos condenados a sobrellevar el dolor y llegar a la aceptación, clave para estar en paz, sin olvidarla, pero sin que el dolor sea una presión constante en el pecho o una ráfaga de imágenes que atraviesa nuestra memoria como un puñal bien afilado.

Es un extraño 20 de noviembre. El mundo ha cambiado: no creo que te guste saber que no podemos abrazar ni besar a quienes queremos, que los mayores no salen de casa, que ya nadie baila ni canta como hiciste tú en la calle el día de tu boda. También tu familia ha sufrido los estragos del tiempo, con peleas y traiciones. Pero la vida encuentra una grieta desde la que salir airosa, incluso cuando parece que todo está perdido. Y aunque esta carta empiece con amargura, también tiene su dosis de merecida dulzura.

“No me dejes nunca, no puedo vivir sin ti“. ¿Recuerdas estas palabras? Fueron tu despedida a Alfonso Díez, que las lleva grabadas a fuego en su corazón. Nada ha podido borrarlas: ni extrañas murmuraciones para relacionarle con otra dama ni los gestos irrespetuosos de tu familia. Poco le importa a Alfonso, que bastante ha tenido que lidiar con la muerte en apenas 15 meses, el hombre que más has querido ha perdido a tres hermanos: Manolita, Daniel y Jorge. Alfonso se ha curtido en sobrevivir a los zarpazos de la muerte en silencio y, tal vez por ello, empeñado en ganarle la batalla a la eternidad. Tiene 68 años y luce, gracias a la cirugía, como el retrato de Dorian Gray.

Cayetano ha vuelto a hacer de la suyas. Y con su actitud ha puesto en jaque a toda la familia. En el funeral fue el hombre que parecía tener los pies en la tierra, encargándose de los detalles más insignificantes mientras toda Sevilla se deshacía en lágrimas por plazas y callejuelas. Se mantuvo digno,porque sabía que era tu favorito aunque estuviera condenado a dejar el ducado a su hermano Carlos.

Lee el artículo completo en ‘Hoy Corazón’, la encontrarás en la edición impresa de la revista. A la venta este el fin de semana, de manera conjunta e inseparable, con los diarios de Vocento.

Fuente: Leer Artículo Completo