¿Cuál es el nuevo proyecto secreto de Meghan y Harry?

¿Cuál es el nuevo proyecto secreto de Meghan y Harry?

El príncipe Harry y Meghan Markle han pasado los últimos meses estableciéndose silenciosamente como la nueva pareja más poderosa de Hollywood. Según las informaciones, Meghan firmó un acuerdo con Disney en enero alentado por Harry, quien sin problemas expresó sus alabanzas sobre el talento de su esposa al entonces CEO de la compañía, Bob Iger, en el estreno de El Rey León en Londres. Se mudaron a la enorme mansión de Tyler Perry en Beverly Hills por un tiempo y se establecieron casi permanentemente en la ciudad, antes de cambiar de idea y mudarse a Santa Bárbara, supuestamente debido a la insatisfacción del príncipe Harry con Los Ángeles (algo que técnicamente lo convierte en neoyorquino honorario).

Ahora, sin embargo, Variety informa que la pareja tiene planes de integrarse aún más en la ciudad del cine. En junio, según se cree, Meghan y Harry se reunieron con altos ejecutivos para adquirir un misterioso proyecto. Una de las reuniones habría sido con Bonnie Hammer, presidenta de Content Studios de NBCUniversal, quien anteriormente trabajó con Meghan cuando protagonizó la serie estadounidense Suits. NBCUniversal ha rechazado hacer comentarios sobre ello de acuerdo con Variety.

El dúo actuaría como coproductores en el proyecto, señala el medio, aunque no está claro cuál es exactamente el tono. Sin embargo, una fuente cercana a Meghan le dijo a Variety que la exintérprete no ejercería como actriz en el proyecto indefinido.

Entonces, ¿qué es este misterioso proyecto? En línea con los ideales de la pareja, probablemente sea una serie documental sobre algo importante pero bastante inocuo. Quizás podemos esperar un documental sobre la vida salvaje ambientado en Botswana, un país que jugó un papel clave en su relación. Después de todo, el primer proyecto de Meghan en Disney fue narrar un documental sobre elefantes. (¿Nuestra opinión? Muy bonito). O quizás el nuevo proyecto sea una inmersión profunda e informativa sobre el coronavirus y cómo está afectando la salud mental de las personas, aprovechando una serie documental que el príncipe Harry ya está haciendo con Oprah Winfrey y Apple TV +. Es lógico que sea cual sea la idea, será seria y prestigiosa y no tan arriesgada como le gustaría al público.

A menos que … la pareja esté tan cansada de que su narrativa sea controlada por personas externas y estén trabajando en una serie documental sobre ellos mismos. ¡Por qué no! Mi verdadera vida: soy un ex-royal sería una cita televisiva de máxima audiencia y podría servir como contrapunto en primera persona a Finding Freedom, la biografía real recientemente publicada sobre sus vidas. Es lo que quiere la gente.

O tal vez Harry y Meghan podrían incluso dar un paso más y hacer algo divertido basado en sus intereses personales. (Según las informaciones, son personas reales a las que les gustan las cosas y las cosas, no solo las causas). Meghan podría volver a sumergirse en The Tig (una marca de estilo de vida que estaría pensando en relanzar) y darle a The Goop Lab un buen susto holístico haciendo una docuserie sobre bienestar. Harry podría dar rienda a su obsesión por la música house haciendo un programa sobre el género. O tal vez lancen a Archie al estrellato y filmen algo sobre el libro Duck! Rabbit! ¿Quién sabe? Dejad volar vuestra imaginación por ahora, hasta que su inevitable Doumental Serio Sobre Asuntos Humanos sea presentado por el príncipe Harry y Meghan Markle.

Artículo publicado originalmente en la edición estadounidense de Vanity Fair y traducido. Acceda al original aquí.

Fuente: Leer Artículo Completo