¿Cuál es la conexión entre María Jiménez y Tana Rivera, su acompañante en la promoción de su último disco?

¿Cuál es la conexión entre María Jiménez y Tana Rivera, su acompañante en la promoción de su último disco?

No es un trabajo nuevo, pero lo cierto es que, ahora, Tana Rivera está más expuesta. La joven comenzó, poco antes de que comenzara la pandemia, a trabajar en Universal Music (en Global Talent Services, una filial de la misma, para más señas, en la que entró las pasadas Navidades). Durante el verano, se puso al frente del festival que organiza la casa de discos.

No es casualidad que su incursión en el mundo laboral fuese de la mano de una empresa de la que Narcís Rebollo, el marido de su madre, Eugenia Martínez de Irujo, es presidente en España y Portugal. Como tampoco lo es que se le haya seguido dando bola, puesto que su discreción y su buen hacer han servido para que se le sigan confiando proyectos con los que crecer.

Si bien en aquella ocasión la información pasó casi de puntillas, la siguiente tarea que se le ha encomendado dentro de la compañía ha puesto a la joven bajo la luz del foco mediático. Porque ni más ni menos que tiene sobre sus hombros la responsabilidad de lanzar la promoción de ‘La vida a mi manera’, la vuelta de María Jiménez al mercado musical tras aquellos problemas de salud que hicieron temer por su vida.

Se entienden de maravilla. Ya trabajaron en el marco del mencionado festival y Tana sabe muy bien cómo llevar esa promoción del álbum de uno de los pesos pesados de la escena española desde hace décadas. Ella será quien se encargue de todo lo relacionado con el ‘marketing’ de este trabajo que tanto ansiaban los incondicionales de lasevillana.

Tana se encarga de todo esto sin descuidar sus estudios. Recordemos que cursa Empresariales y Dirección de Empresas en la Universidad CEU de Madrid, y que a sus 21 años es capaz de no sucumbir a los cantos de sirena de otros campos que le proporcionarían una vida más cómoda con menos esfuerzo, como hemos visto en el caso de otras hijas de famosos.

Superados aquellos problemas de salud que tuvieron a sus padres en vilo, Tana empieza a encarrilar su vida. Y lo hace sin polémicas. Sin acaparar miradas ni juicios. Con la elegancia de la que estaría más que orgullosa su abuela, la fallecida duquesa de Alba.

Fuente: Leer Artículo Completo