El encuentro familiar con David Attenborough (y por qué Kate ha elegido este vestido)

El encuentro familiar con David Attenborough (y por qué Kate ha elegido este vestido)

Si tienes siete años y David Attenborough te regala un diente fosilizado que perteneció a un peligroso tiburón de unos 15 metros de longitud que vivió hace 23 millones de años, inmediatamente se convierte en tu persona favorita del mundo. Es lo que le ha sucedido al príncipe George con el famoso naturalista que ha visitado a los duques de Cambridge, el príncipe Guillermo y Kate Middleton, y a sus hijos, los príncipes George, Charlotte y Louis, en Kengsington Palace esta semana.

View this post on Instagram

The Duke and Duchess of Cambridge are delighted to share new photographs of their family with @DavidAttenborough. The photographs were taken earlier this week in the gardens of Kensington Palace, after The Duke and Sir David attended an outdoor screening of Sir David’s upcoming feature film 🎞️ ‘David Attenborough: A Life On Our Planet’. With a shared passion for protecting the natural world, they continue to support one another in their missions to tackle some of the biggest environmental challenges our planet faces. This includes working together on The @EarthshotPrize 🌍 the most prestigious global environment prize in history – further details of which will be shared in the coming weeks. When they met, Sir David gave Prince George a tooth from a giant shark 🦷 the scientific name of which is carcharocles megalodon (‘big tooth’). Sir David found the tooth on a family holiday to Malta in the late 1960s, embedded in the island’s soft yellow limestone which was laid down during the Miocene period some 23 million years ago. Carcharocles is believed to have grown to 15 metres in length, which is about twice the length of the Great White, the largest shark alive today.

A post shared by Duke and Duchess of Cambridge (@kensingtonroyal) on

The Duke and Duchess of Cambridge are delighted to share new photographs of their family with @DavidAttenborough. The photographs were taken earlier this week in the gardens of Kensington Palace, after The Duke and Sir David attended an outdoor screening of Sir David’s upcoming feature film 🎞️ ‘David Attenborough: A Life On Our Planet’. With a shared passion for protecting the natural world, they continue to support one another in their missions to tackle some of the biggest environmental challenges our planet faces. This includes working together on The @EarthshotPrize 🌍 the most prestigious global environment prize in history – further details of which will be shared in the coming weeks.When they met, Sir David gave Prince George a tooth from a giant shark 🦷 the scientific name of which is carcharocles megalodon (‘big tooth’). Sir David found the tooth on a family holiday to Malta in the late 1960s, embedded in the island’s soft yellow limestone which was laid down during the Miocene period some 23 million years ago. Carcharocles is believed to have grown to 15 metres in length, which is about twice the length of the Great White, the largest shark alive today.

A post shared byDuke and Duchess of Cambridge (@kensingtonroyal) on

Los duques han publicado este sábado las imágenes de un encuentro que tuvo lugar el jueves, en los jardines de palacio, cuando los príncipes volvieron del colegio. George está totalmente deslumbrado con Atteborough y con el increíble regalo que le ha hecho su invitado: un fósil cuyo nombre científico es carcharocles megalodon (‘diente grande’) y que el propio Atteborough encontró incrustado en una piedra caliza -allí llevaba desde el Mioceno, hace 23 millones de años- durante unas vacaciones familiares en Malta a finales de los años 60.

El príncipe Guillermo sostiene el nuevo libro del científico -acompaña al documental y aún no se ha publicado- y Kate asegura que sus hijos son grandes seguidores del naturalista -y ella misma como confesó hace unos meses-, cosa que no resulta extraña a juzgar por cómo lo miran al científico de 94 años, la misma edad que tiene la reina Isabel II, quien le nombró Caballero del Imperio Británico en 1985 por su trabajo en el mundo natural y en 2005 le entregó la Orden del Mérito.

Attenborough, premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales en 2009, visitó a los royals para ver Una vida en nuestro planeta, el nuevo y más personal documental del naturalista descrito como su declaración de testigo para el mundo natural, que llega a los cines este lunes y se estrena en Netflix el 4 de octubre. En el jardín del palacio instalaron una pantalla grande y dispusieron unas sillas -el príncipe y Attenborough se intercambiaron las suyas- para ver la película que relata los momentos más importantes de la carrera del naturalista y los cambios más devastadores que ha presenciado.

Desde que en Davos en 2019 el príncipe Guillermo entrevistó al divulgador británico considerado pionero en los documentales de naturaleza, han mantenido una relación próxima, además de una visión compartida por la urgencia de atajar la crisis climática. Además, han colaborado en algunos proyectos, como en el nuevo premio Earthshot que promueve el duque Cambridge y sobre el que ofrecerá más detalles en las próximas semanas.

Para este momento tan especial para la familia, los duques de Cambridge y sus hijos han elegido un estilismo combinado en distintos tonos de azul: desde el príncipe Guillermo, a los niños y la princesa Charlotte, con vestido floral y zapatillas azules. Kate Middleton ha escogido con mimo qué ponerse para recibir a su invitado, desde el vestido a los pendientes de plata inspirados en la cola de un pangolín diseño de Patrick Mavros. La duquesa ha lucido un vestido midi de estilo camisero de algodón color denim y manga larga creado por la uruguaya Gabriela Hearst, diseñadora muy concienciada con la moda ecológica y con el apoyo a las mujeres rurales de su país.

Casada con John Augustine Hearst, presentó el primer desfile de moda con huella de carbono neutra en la Semana de la Moda de Nueva York de septiembre de 2019.

Fuente: Leer Artículo Completo