Iker Casillas acaba en el hospital tras un nuevo susto con su salud

Iker Casillas acaba en el hospital tras un nuevo susto con su salud

Íker Casillas se recupera de un nuevo susto de salud. El pasado 1 de mayo, el ex marido de Sara Carbonero utilizaba sus redes sociales para festejar que, hace dos años, había superado con éxito un infarto. “2 añitos después…👍 #felizsábado #vivehoymañanayaveremos #extratime”, escribió junto a una imagen suya, muy sonriente y con el pulgar hacia arriba, en un post que recibió el cariño y aplauso de la madre de sus hijos y de otros personajes conocidos como Paula Echevarría, Nuria Roca o Raquel Perera.

Con estas palabras, el recordado portero del Real Madrid, que ya ha firmado su divorcio de Sara Carbonero, celebraba una fecha tan importante para él y nada hacía presagiar que, solo unos días antes, había sufrido un nuevo susto de salud que le llevó, de nuevo, al hospital y a estar preocupado por su estado.

Como cuenta la revista Hola, el pasado 28 de abril, Íker Casillas, que hace unos días se llevó una alegría tras la vacunación contra el Covid de su abuela, se llevó un susto tremendo. Mientras jugaba al pádel con un grupo de amigos, el portero sintió un fuerte dolor y que se le aceleraba el corazón de nuevo. Con sus antecedentes y elinfarto que sufrió el 1 de mayo de 2019, decidió desplazarse a un hospital para chequear su estado de salud.

https://www.instagram.com/p/COUc91TjBEN/

A post shared by Iker Casillas (@ikercasillas)

Acompañado por uno de sus amigos con los que jugaba al pádel, rápidamente se desplazó hasta el hospital Universitario Quirónsalud Madrid, situado en Pozuelo de Alarcón. Allí, mientras esperaba en uno de los box de Urgencias, le hicieron todas las pruebas pertinentes para chequear su estado de salud. Tras varias analíticas y pruebas, los doctores le dieron la mejor de las noticias: no había sufrido un nuevo infarto y su vida no corría peligro. En la madrugada del 29 de abril, Casillas fue dado de alta y se marchó a su domicilio tras comprobar que estaba todo bien.

El 2021 no está siendo un año fácil para Íker Casillas. Tras unos años viviendo en Oporto con su mujer, Sara Carbonero y sus dos hijos, la familia volvió a instalarse en Madrid tras el pasado verano. El pasado febrero, la periodista volvió a pasar por el hospital para una ITV y el futbolista no se separó de su lado. Días después, comenzaban los rumores sobre una posible ruptura de la pareja y ellos mismo confirmaban su separación a través de un comunicado en redes sociales.


Fuente: Leer Artículo Completo