La madre de Ana Obregón vuelve a casa después de una semana ingresada en el hospital (a los 95 años) y se reencuentra con su familia

La madre de Ana Obregón vuelve a casa después de una semana ingresada en el hospital (a los 95 años) y se reencuentra con su familia

Después de casi una semana ingresada en el hospital, Ana María Obregón Navarro, la madre de Ana Obregón, ha sido dada de alta y ha podido volver a casa. Poco antes de que se cumplieran 11 meses del fallecimiento de su hijo Álex, su madre, era ingresada de urgencia en una clínica de Madrid.

La abuela del desaparecido Álex Lequio, a sus a sus 95 años, ha abandonado la clínica y se recupera favorablemente en casa, donde ya ha recibido la visita de varios familiares.

No es la primera vez que la madre de la actriz sufre un bache de salud. En 2015 estuvo ingresada por un derrame cerebral y en 2017 por un problema cardíaco. De ambas salió exitosa.

En esta ocasión la actriz tuvo que avisar a sus seguidores en lasredes sociales que Ana María estaba ingresada. Algunos fotógrafos las habían visto entrar al hospital y antes de avivar los rumores la actriz prefirió explicar lo que ocurría. “A mi pesar me han pillado el domingo pasado entrando a ver a mi madre en el hospital y aunque respeto profundamente el trabajo de los medios de comunicación para informar, me gustaría aclarar que mi madre está estable y mejorando”, reconocía Ana Obregón.

https://www.instagram.com/p/CNpy_txDf88/

Una publicación compartida de Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial)

Tras ser dada de alta, Ana Obregon subía un vídeo con estas bonitas palabras “Bienvenida a casa Mamá! Hoy es el primer día en un año que no lloro de rabia, ni de dolor, ni de tristeza.”

No se conoce qué afección ha mantenido ingresada a la madre de la bióloga más famosa de España. Susana Uribarri, la representante e íntima amiga de Ana desmintió que el ingreso fuera causado por la Covid-19.

https://www.instagram.com/p/CN2zHHUqREv/

Una publicación compartida de Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial)

En pocos días se cumple un año de la muerte del hijo de Ana Obregón, Alex Lequio. Un duro golpe que Ana intenta sobrellevar cada día. La actriz recuerda a su hijo con una fotografía y una dedicatoría cada mes en la fecha señalada. Junto a ellas suele escribir que cada día que pasa es uno menos para estar juntos.

Fue el pasado 13 de mayo cuando Álex nos dejó para siempre cuando tenía solo veintisiete años, y desde entonces su madre apenas sale de casa. Su mayor apoyo en estos momentos son sus amigos y sus padres, a los que suele visitar con asiduidad. El que Ana María Obregón vuelva a estar en casa hace que la actriz recupere parte de su tranquilidad.

Fuente: Leer Artículo Completo