Lola se somete a una liposucción para acabar con uno de sus mayores complejos

Lola se somete a una liposucción para acabar con uno de sus mayores complejos

  • Descubre qué famosas se han operado del pecho

    Lola ha decidido someterse a una nueva operación. Después de desvelar los motivos por los que tuvo que pasar hasta cuatro veces por quirófano, la ex superviviente ha decidido volver a realizarse una nueva operación estética para seguir terminando con esos pequeños aspectos de su cuerpo con los que no está contenta. En esta ocasión, la ex concursante de ‘LIDLT’ ha indicado que se ha sometido a una liposucción, al igual que han hecho otros famosos como Anabel Pantoja o Kiko Rivera.

    «Siempre he tenido un complejo con la barriga y ahora después de ‘Supervivientes’ empeoró», ha explicado la joven. Lola ha reconocido que notó mucho el efecto rebote en su cuerpo tras regresar de Honduras, un problema al que le cuesta ponerle solución debido al problema de ovarios poliquísticos que padece. «Intento hacer dieta pero aun así no consigo verme del todo bien debido a este problema hormonal», ha reconocido.

    Con esta liposucción, la joven espera poder ver marcada su figura de nuevo. «Al igual que estoy arreglando el tema hormonal, también quiero poner solución al físico«, ha indicado, aunque ha querido dejar claro que quiere que quede muy natural para no perder nada de su «esencia».

    Tras estar tres horas dentro del quirófano, Lola ha salido visiblemente cansada pero muy feliz de haber comenzado ya con el proceso. «Me he despertado fatal, tiritando y con muchos temblores y dolores. También me duele la garganta de estar entubada. Al sentarme me maree y tuve nauseas y ganas de vomitar«, ha explicado, Unos problemas que dice que merecen la pena por ver el resultado final que conseguirá.

    En concreto, la joven ha querido quitarse un poco de grasa de la zona baja de la espalda y de la barriga. Además, también ha aprovechado para quitarse un poco de los brazos, ya que ha reconocido que también tenía un pequeño complejo con ellos. Ahora, le espera un largo proceso de recuperación donde tendrá que someterse a numerosos masajes linfáticos. «Tardaré unos meses en ver resultados», ha reconocido. Sin embargo, merecerá la pena si consigue estar más feliz con su cuerpo.

    Fuente: Leer Artículo Completo