Michelle Obama manda un tranquilizador mensaje en Instagram tras anunciar que sufre depresión

Michelle Obama manda un tranquilizador mensaje en Instagram tras anunciar que sufre depresión

No todo el mundo tiene la misma capacidad para asumir los acontecimientos y parece que la suma de todo lo que está sucediendo en los últimos meses ha hecho mella en el ánimo de Michelle Obama. Así lo reconoció ella misma en un capítulo de su podcast, donde dijo que la pandemia, las relaciones racionales y la tensión política le agobian y le hacen despertarse en medio de la noche. Incluso durante el confinamiento le ha resultado difícil hacer deporte por estar demasiado baja de ánimo.

Una depresión en grado bajo que dejó preocupados a sus fans, acostumbrados a ver en Michelle Obama a una mujer enérgica y luchadora capaz de pelear por todo aquello que quiere. Ahora, la exprimera dama ha querido mandar un mensaje a través de su cuenta de Instagram para tranquilar a todos.

Con una imagen en blanco y negro en la que se la ve sentada en una terraza y escribiendo en un cuaderno, Michelle ha publicado: “Solo quería contactar con vosotros porque muchos me habéis escrito después de escuchar el podcast de esta semana. Lo primero es lo primero: lo estoy haciendo bien. No hay razón para preocuparse por mí”, ha tranquilizado Michelle a sus fans.

View this post on Instagram

I just wanted to check in with you all because a lot of you have been checking in on me after hearing this week’s podcast. First things first—I’m doing just fine. There’s no reason to worry about me. Like I said in that conversation with @Michele__Norris, I’m thinking about the folks out there risking themselves for the rest of us—the doctors and nurses and essential workers of all kinds. I’m thinking about the teachers and students and parents who are just trying to figure out school for the fall. I’m thinking about the people out there protesting and organizing for a little more justice in our country. The idea that what this country is going through shouldn’t have any effect on us—that we all should just feel OK all the time—that just doesn’t feel real to me. So I hope you all are allowing yourselves to feel whatever it is you’re feeling. I hope you’re listening to yourselves and taking a moment to reflect on everything that’s coming at us, and what you might be able to do about it. And to all of you who’ve reached out—thank you. I hope you’re also reaching out to all those you’re closest with, not just with a text, but maybe with a call or a videochat. Don’t be afraid to offer them a shoulder to lean on, or to ask for one yourself. Love you all. 📸: Adam Garber @garbr

A post shared by Michelle Obama (@michelleobama) on

Como dije en esa conversación con @Michele__Norris, estoy pensando en la gente que se arriesga por el resto de nosotros: los médicos, las enfermeras y los trabajadores esenciales de todo tipo. Estoy pensando en los maestros, los estudiantes y los padres que solo están tratando de saber cómo será la escuela en otoño. Estoy pensando en las personas que protestan y se organizan por un poco más de justicia en nuestro país”, añadió Michelle.

“La idea de que lo que está atravesando este país no debería tener ningún efecto en nosotros, que todos deberíamos sentirnos bien todo el tiempo, simplemente no me parece real. Así que espero que todos os estéis permitiendo sentir lo que sea que estéis sintiendo. Espero que os estéis escuchando a vosotros mismos y os toméis un momento para reflexionar sobre todo lo que se nos avecina y lo que podéis hacer al respecto”, ha continuado Michelle Obama.

“Y a todos los que os habéis comunicado, gracias. Espero que también os comuniquéis con todas las personas que tenéis cerca, no solo con un mensaje de texto, sino también con una llamada o un videochat. No tengáis miedo de ofrecerles un hombro en el que apoyarse, o de pedir uno tú mismo. Os quiero a todos”, ha concluido la exprimera dama.

Un mensaje con el que Michelle anima a todos sus seguidores a trabajar con sus emociones y, lejos de esconderlas, ser comprensivos y entender que la situación es lo suficientemente complicada como para no estar bien en todos y cada uno de los momentos. Un mensaje que ahonda en esa imagen cercana y comprometida que la abogada siempre ha mostrado desde que llegó a la Casa Blanca y tras su marcha de ella.




Fuente: Leer Artículo Completo