Millonarios, periodistas y celebridades: quiénes son los apoyos de Harry y Meghan en su guerra contra la familia real

Millonarios, periodistas y celebridades: quiénes son los apoyos de Harry y Meghan en su guerra contra la familia real

"Nunca fue el plan". Son palabras que han mencionado tanto el príncipe Harry y Meghan Markle como varios de sus portavoces no oficiales. El plan nunca fue quedarse fuera del paraguas de la Familia Real Británica, perder honores y patronazgos, quedarse sin la red que definía su función pública dedicada a la filantropía. El plan nunca fue irse de Canadá a Estados Unidos, ni firmar un acuerdo cienmillonario con Netflix, ni tener que reinventarse y acudir a Oprah para contar su versión de los hechos. Un proceso en el que ha habido unos cuantos nombres destacados.

La fructífera amistad con Oprah Winfrey

El primer nombre en la lista hoy tiene que ser el de una de las invitadas a su boda: Oprah Winfrey. La comunicadora más poderosa de Estados Unidos fue la encargada de darle validez (y una plataforma internacional), buscar emisora y proporcionar alcance mundial a una entrevista que ya ha hecho historia. Pero, como decíamos, la entrevista nunca fue el plan original.

Oprah asistió a la boda de la pareja convencida de que estaba viviendo "un hito cultural" desde dentro. Tras la ceremonia, invitó a hacer yoga a su mansión a Doria Ragland, la madre de Meghan. Y se convirtió en la primera defensora de la pareja: ya en 2019, Oprah se pronunció públicamente sobre el "injusto tratamiento" que recibía la duquesa por parte de los medios.

La amistad no quedó ahí: fue ella la que primero consiguió captar a la pareja para sus aventuras mediáticas, cuando les convenció –cuando aún eran royals– de que participasen en su acuerdo millonario con Apple+. Algo que surgió cuando la amistad entre Harry y la periodista les llevó a darse cuenta de que compartían una inquietud personal: la preocupación por la salud mental. En abril de 2019, los royals anunciaron oficialmente la colaboración, que Oprah explicó con más detenimiento a otro nombre de esta lista: Gayle King, amiga de Oprah y de Meghan y periodista en la misma CBS que terminó emitiendo la entrevista que ha hecho tambalearse los cimientos de la realeza.

Aparte de eso, la amistad personal está trufada de regalos en ambas direcciones: Oprah regaló al pequeño Archie un lote de libros infantiles personalizados, y Meghan convenció a Oprah de que se uniese a ella en el patrocinio a una de las marcas de café favoritas de la duquesa, cuando ya eran vecinas y Oprah se refería cariñosamente a Meghan como "mi vecina M":

https://www.instagram.com/p/CIw4dhNh0bH/

A post shared by Oprah (@oprah)

También bastante posible que fuese Oprah la que pusiese en contacto a los Sussex con el que fue su salvador tras quedarse tirados en Canadá:

La generosidad de Tyler Perry y otros amigos de la pareja

Tyler Perry es productor, actor, director, empresario y milmillonario. Es discípulo de Oprah desde hace al menos 20 años. Fue la periodista la que le enseñó a hacer negocios, a labrarse un nombre y a estar ahí para sus amigos. Perry fue el que mandó un jet privado a la pareja para que volasen de Canadá a Los Ángeles tras perder el apoyo de la Corona. También les prestó su mansión californiana, en la que estuvieron tres meses. Un trimestre en el que también se hizo cargo de su seguridad privada y de que tuviesen "un respiro", como dijeron en la entrevista con Oprah.

La situación para la pareja era crítica: “Cuando estábamos en Canadá, me dijeron con poca antelación que nos quedábamos sin seguridad privada. En ese momento, todo el mundo sabía, gracias al Daily Mail, nuestra localización exacta. Y de repente se me encendió la bombilla: ‘Espera, puede que cierren las fronteras, nos van a retirar la seguridad, quién sabe cuánto va a durar el confinamiento, todo el mundo saber dónde estamos, no es seguro, no estamos a salvo, es probable que tengamos que salir de aquí". Perry fue el que salvó la situación y permitió a la pareja establecer "los siguientes pasos" con tranquilidad.

Una generosidad que ya tuvo en tiempos con su amiga Oprah: cuando Winfrey empezó su propia cadena por cable, los inicios fueron duros y la comunicadora atravesó unos cuantos baches. Perry cogió un avión, y se plantó sin avisar en la puerta de Oprah. Sólo para ver cómo se encontraba su amiga y mentora, y saber de primera mano si necesitaba algo y ver en persona si Winfrey estaba bien.

¿Había alternativas a Perry? Posiblemente. La casa canadiense en la que estaban Harry y Meghan era de una amiga de Meghan desde la adolescencia, la actriz y cantante Katharine McPhee, y del marido de ésta, el músico David Foster. No son los únicos que han sido generosos con Meghan y Harry: tras la boda, fueron George y Amal Cloney los que pusieron a disposición de la pareja royal su casa en Italia y un jet privado. Los Clooney, que fueron invitados a la boda, también fueron de los primeros en acudir a los medios a denunciar el "racismo" con el que los medios ingleses trataban a la duquesa.

Gayle King, la voz que palacio no puede acallar

Otra amiga de la familia, y con vínculos con Oprah, de la que es amiga íntima desde hace nada menos que 45 años. King es periodista y, aunque no fue invitada personalmente a la boda, sí que estuvo allí, cubriendo la ceremonia para la CBS.

https://www.instagram.com/p/Bi6oixAH-4-/

A post shared by Gayle King (@gayleking)

Su amistad con Markle le consiguió acceso a una ceremonia mucho más reducida: fue una de las 20 personas invitadas al baby shower neoyorquino de Archie.

Ahora, tiene un nuevo papel: portavoz no oficial de la pareja. Fue ella la que reveló en televisión que la primera llamada entre Guillermo y su hermano Harry había sido "improductiva". Algo que ha llevado al enfado de palacio y del mayor de los dos príncipes, que ahora teme ver sus conversaciones reproducidas en la televisión estadounidense. El miedo revela también una debilidad entre los royals: su incapacidad y falta de conexiones para dominar el relato en las antiguas colonias británicas.

Las filtraciones de palacio sobre Meghan a los medios afines británicos son ahora contrarrestadas por una fuente que es interlocutora directa de los duques. Una jugada que nadie en Buckingham pudo prever, y frente a la que no pueden contraatacar directamente.

Omid Scobie, el Andrew Morton de la pareja

La ironía de que Guillermo se queje en filtraciones a la prensa inglesa (las mismas filtraciones que nos han contado en una semana que: Carlos está devastado; que a Felipe no le dejan ver la entrevista; o que Kate Middleton no sabe ni cómo reaccionar a las denuncias de Meghan) de las revelaciones de King es algo que ha denunciado recientemente otra pieza clave del engranaje: Omid Scobie.

Más conocido por ser el coautor de Finding Freedom, la biografía construida a partir de entrevistas con más de 100 personas que todo el mundo vio como el equivalente de nuestro tiempo de la biografía de Diana de Andrew Morton. Aquella en la que la madre de Harry participó como fuente, pero donde dicha participación se negó durante años. Scobie es la alternativa a la prensa inglesa royal tradicional. Desde el minuto uno se posicionó del lado de la pareja, máxime cuando ya tenía experiencia tanto en la prensa rosa británica como en tratar con palacio, hasta el punto de que alguna vez ha denunciado el racismo (Scobie es de ascendencia persa) imperante en ambas instituciones.

Scobie siempre ha negado tener vínculos directos con Harry y Meghan, pero su historial relata que tiene muy buenas fuentes: él fue el primero en revelar –en un directo televisado– el día de la boda de Harry y Meghan quién era la diseñadora del vestido de Meghan: Clare Waight Keller, la directora creativa de Givenchy que no figuraba en casi ninguna quiniela. También es, posiblemente, el único aliado que le queda a la pareja en el terreno británico. Y uno que tampoco obedece a control británico: es inglés, trabaja y vive en Londres, pero trabaja para medios estadounidenses desde hace más de una década, algo que le permite alzar su voz sin miedo.

Nuestros periodistas recomiendan de manera independiente productos y servicios que puedes comprar o adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos en nuestros textos, Condenet Iberica S.L. puede recibir una comisión. Lee aquí nuestra política de afiliación.

Fuente: Leer Artículo Completo