Este es el motivo por el que debes aplicarte protector solar aunque no vayas a salir de casa

Este es el motivo por el que debes aplicarte protector solar aunque no vayas a salir de casa

La lección de que hay que aplicar protección solar antes de salir de casa, tanto si hace sol como si el día está nublado, por fin la hemos aprendido. Sin embargo, ¿qué pasa ahora que estamos en casa teletrabajando por causa del coronavirus? Pues que, a pesar de no salir a la calle nuestra piel también sufre los efectos de la luz azul o luz visible que emiten los aparatos electrónicos. Por tanto, nos toca añadir a nuestra rutina de belleza de por la mañana un cosmético que nos proteja de ella durante todo el día.

“La luz azul es un tipo de radiación que emiten ordenadores, móviles, tablets y televisiones. Y, aunque esta luz también es emitida por el sol, lo hace a un porcentaje muchísimo más bajo que la que emiten los dispositivos electrónicos”, explica Mayte Poveda, training manager Payot España. Su mayor problema es que “induce diferentes efectos biológicos en nuestra piel como la formación de radicales libres, el envejecimiento prematuro y la pérdida de elasticidad y firmeza”, añade Marta Garnica Alonso, responsable de formación de Bioderma España. Por tanto es importante que, a pesar de estar en casa teletrabajando y mirando constantemente el móvil y la televisión para estar informada (o para distraerte un poco), utilices un cosmético que contenga activos específicos que contrarresten el daño producido por estas radiaciones en tu piel.

Por la mañana incorpora en tu rutina de belleza un producto que tenga un escudo protector para la luz azul. Este puede ser un solar que incorpore las siglas HEVL (o luz visible), que son las que indican que te mantendrá a salvo de la luz azul, o, si prefieres dejar que tu piel descanse de los filtros solares durante la cuarentena, opta por un cosmético específico cuya formulación contenga activos que anulan los radicales libre de la luz azul.

Ya que ahora tienes que pasar tantas horas expuesta a las pantallas que hay en tu casa, al menos protege tu rostro del envejecimiento.

Fuente: Leer Artículo Completo