Por qué no te puedes saltar jamás la exfoliación ni la crema corporal en tu rutina de belleza de verano

Por qué no te puedes saltar jamás la exfoliación ni la crema corporal en tu rutina de belleza de verano

¿Eres de las perezosas que solo se cuida el cuerpo cuando se acerca el verano? Pues ya no tienes escapatoria. En condiciones normales, la piel muda de manera natural cada 28 días aproximadamente, pero le viene muy bien una ayuda en forma de exfoliación para deshacerse de las impurezas y sacar a relucir su mejor versión. Incide en rodillas, codos y talones, que son las zonas más rugosas y secas.

La doctora Virtudes Ruiz recomienda realizar este peeling suave una vez por semana. ¿Las razones? “Retira las células muertas, favorece el proceso de regeneración cutánea, garantiza un moreno uniforme y evita problemas de foliculitis ocasionados por la sudoración o las depilaciones”, explica.

Pero este es solo el primer paso para una piel aterciopelada y luminosa. El segundo es una correcta hidratación, que le aporta elasticidad y la hace más resistente a las agresiones.

Según Leticia Carrera, farmacéutica y directora del centro estético Felicidad Carrera, “es importante aplicar productos con humectantes hidrófilos, que contribuyen a retener el agua en la epidermis, y filmógenos, que ejercen una función oclusiva para disminuir la evaporación. Estas cremas suelen llevar activos como aminoácidos, colágeno, quitosan, glicerol o ceras vegetales”, puntualiza.


Fuente: Leer Artículo Completo