Ha llegado la hora de la generación Z: activistas, reservados y con jerga propia (sí, nos referimos a: salseo, crush y stalkear) de Zendaya a Millie Bobby Brown o Billie Eilish

Ha llegado la hora de la generación Z: activistas, reservados y con jerga propia (sí, nos referimos a: salseo, crush y stalkear) de Zendaya a Millie Bobby Brown o Billie Eilish

Nativos digitales, tecnoadictos multiplataforma, activistas, emprendedores, más sexualmente fluidos y más reservados en redes sociales que los millennials y dueños, como estos, de una jerga propia (crush, salseo, stalkear): ha llegado la hora de la generación Z, los nacidos entre 1994 y 2010, que empiezan a tomar el relevo del protagonismo artístico, literario, cinematográfico y musical, en un panorama internacional dominado por la pandemia.

El festival fotográfico Northern Lights, en Heerenveen (Holanda), les ha dedicado su última edición, y la exposición Youth, girls, del fotógrafo Luo Yang (en el Francisco Carolinum de Linz, Austria), estudia la transición de una generación a otra, centrada en la estética y los referentes de los veinteañeros chinos de hoy.

Incluso Lena Dunham, icónica cronista de los millennials a través de la mítica Girls, ha dado el salto generacional con la nueva serie que produce, Industry (en emisión en HBO), que retrata a un grupo de jóvenes en su incorporación a la vida laboral en la exigente city de Londres. Su tono –entre lo ambicioso y lo existencial, con muchas referencias a la diversidad y a los privilegios de todo tipo– competirá con el canto a la angustia adolescente que es Euphoria, otra crónica identitaria sobre los Z: HBO emitirá dos capítulos navideños (el primero de ellos, el 7 de diciembre), de este título protagonizado por Zendaya, una de las actrices que se ha convertido en ídolo de esta generación.

Iconos con estilo. Tendencia Z

Los ídolos de la generación Z son mujeres jóvenes, orgullosas de su cuerpo y su espíritu y llenas de talento y pensamiento independiente. Zendaya ha conquistado la gran pantalla y la pequeña, además de convertirse en musa de diseñadores y firmas como Bvlgari. Millie Bobby Brown ha crecido ante las cámaras y acaba de lanzar su propia firma de cosméticos, Florence by Mills. Y la cantante Billie Eilish, además de ser portavoz del sentimiento teen, lucha con uñas y dientes contra la sexualización del cuerpo femenino (abajo, con su colaboración para Bershka).

Fuente: Leer Artículo Completo