Tendencia a la vista: ¿estás preparada para las faldas transparentes que van a llegar al low cost sí o sí?

Tendencia a la vista: ¿estás preparada para las faldas transparentes que van a llegar al low cost sí o sí?

La verdad es que notamos, y mucho, la ralentización del planeta moda como consecuencia de la pandemia. Los carruseles de look en Instagram giran a mucha menos velocidad y son cada vez menos los esilismos internacionales que nos hacen soñar. De repente, toda la tendencia es sensata, cómoda, práctica, accesible… Que sí, que está muy bien poner los pies en la tierra en un momento como este, pero también necesitamos un respiro para la imaginación, una expectativa de fiesta al menos, aunque no tengamos demasiado claro si este invierno habrá Nochevieja o Telenochevieja. Es lo mismo: tenemos claro que este año llevaremos sí o sí una falda transparente. Las que ya comenzamos a ver en Instagram son la maravilla que necesitábamos..

https://www.instagram.com/p/CGkqUmoha-t/

La irrupción de las transparencias en faldas y vestidos se veía venir desde el invierno pasado. La tendencia nos fue dejando pistas: las blusas y vestidos de organza triunfaron a pesar de traslucirlo todo, lo mismo que las prendas con bordado inglés y calados de todo tipo que mostraban más piel de lo habitual. Además, el tul y el plumetti se ha ido normalizando en los armarios, aunque es cierto que casi siempre forro mediante. Pues bien: este invierno, al menos de cara a las fiestas, podremos mostrar body y pierna. Así lo quiere la pasarela.

Estos giros cada vez más decididos hacia la desnudez del cuerpo son, en realidad, asunto sociológico. Resulta lógico que, en un mundo en el que el cultivo del cuerpo se ha convertido en central, pueda mostrarse el resultado de dieta, ejercicios y cuidados. A las mujeres nos puede venir muy bien: si la moda comienza a normalizar que hombres y mujeres muestren sus cuerpos con naturalidad, quizá dejen de sexualizarse tantísimo como hasta ahora. No tiene sentido que el cuerpo femenino siga tan cargado de sexo, mientras el masculino tiene toda la libertad del mundo para desvestirse.

El look con falda de tul y body se va a convertir este invierno en la combinación favorita de las ‘fashionistas’, aunque esperamos que el mix se pueda democratizar gracias a las versiones low cost que puedan proponerse desde nuestras tiendas favoritas. Seguramente no irán tan al extremo como Kylie Jenner, con un vestido reducido a un tejido red con bordado de pedrería, creación de Matthew M. Williams para Givenchy (una maravilla). Pero nos gustaría muchísimo encontrar en la ‘moda pronta’ una versión accesible, ¿verdad?

Fuente: Leer Artículo Completo