Ana Rosa Quintana no piensa en retirarse: “Los 65 años no son la tercera edad”

Ana Rosa Quintana no piensa en retirarse: “Los 65 años no son la tercera edad”

  • Ana Rosa Quintanaacaba de cumplir 16 años en Telecinco como líder de las mañanas.
  • La presentadora analiza en esta entrevista la situación del país, su momento personal y los retos que tiene por delante.

    En un año tan difícil ha hecho más piña si cabe con su ‘familia televisiva’. Optimista y agra-decida, Ana Rosa Quintana anuncia que aún le quedan muchas cosas por hacer.

    Hace 16 años que empezaste tu programa en Telecinco y parece que fue ayer porque sigues siendo imbatible en audiencia. ¿Estás contenta de la evolución de tu programa?

    Más que contenta. Estoy encantada porque nadie pensaba que un programa de televisión iba a durar 16 años, sobre todo un programa tan largo, tan complejo y con la misma persona presentándolo. El día que empezamos me hubiera dado con un canto en los dientes de que hubiéramos terminado la temporada. ¡Y llevamos 16 años!

    ¿Crees que la clave de tu éxito reside en el hecho de que te posiciones y opines con claridad sobre distintos temas: políticos, sociales e incluso das consejos a Isa Pi (la hija de Isabel Pantoja)?

    Nunca se sabe. Si uno tuviera la fórmula mágica de la audiencia, estaríamos en el IBEX como los bancos. Es un poco de todo, pero fundamentalmente se trata de tener un equipo compacto, buscar a los mejores, saber evolucionar y tener intuición con los temas, tanto mi equipo como yo misma. Un programa de televisión es muy coral.

    ¿Qué importancia tienen los sucesos en el contenido global del programa?

    En “AR” funcionamos de manera tradicional, como en los periódicos, con un director, subdirectores, redactores jefes y coordinadores de sección y cada sección tiene su propio equipo de periodistas que siguen la actualidad mañana y tarde y tienen sus contactos. Sucesos es una de las secciones del programa y sigue las mismas pautas.

    ¿Has recibido alguna amenaza por tus comentarios?

    Sí, pero son las típicas amenazas que recibimos todos. Twitter o Instagram tiene cualidades maravillosas como son el relacionarte, tener información y conocer cosas y hay otra parte que es una auténtica alcantarilla. Pero llega un momento en el que sólo miro lo que me interesa.

    ¿Cuál ha sido el momento más difícil que has tenido que afrontar en el programa, en este año de Covid 19?

    Ha sido un año terrorífico, sobre todo la primera oleada de la pandemia. Hemos pasado mucha angustia al tener que informar de casi mil muertos cada día, de recibir llamadas de gente que no sabía dónde estaba su familiar, que se habían enterado que había fallecido y no habían podido ver el cadáver. Personas a las que han incinerado en otra provincia…Ha sido un escenario de guerra, de ver a los sanitarios desbordados…¡Era como para llorar todos los días!

    ¿Recuerdas algún momento en el que has sufrido especialmente?

    Yo he llorado varias veces, siempre con testimonios de personas anónimas a las que les pasan cosas terribles. En esos momentos te sientes impotente porque no puedes ayudarles; lo único que puedes hacer es escuchar la historia que cuentan.

    ¿Qué valor das en tu programa al español de a pie?

    Siempre intento escucharle. Por ejemplo, hace unos tres años, todos los días recogíamos testimonios de desahucios de familias que no tenían donde ir porque no habían podido pagar el alquiler o la hipoteca. Gente que se había quedado sin trabajo en la crisis del 2008. Nos llamaban al programa pidiendo auxilio y hasta conseguimos evitar algún desahucio por el simple hecho de estar allí con una cámara de televisión. Ahora estamos cubriendo informativamente el movimiento contrario, gente normal a la que unos okupas le quitan su casa y no puede hacer nada.

    ¿Qué opinas sobre la división que se está produciendo en nuestra sociedad?

    Creo que es intencionada y provocada. Me parece una barbaridad. La gente ahora está centrada en su propio sufrimiento personal y en sus angustias. Todos tenemos miedo de contagiarnos con el coronavirus o si vamos a contagiar a un ser querido…Todos tenemos alrededor a gente que ha pasado el Covid, unos de forma leve y otros que han pasado por la UCI. Estamos preocupados porque no llegan las vacunas…Y a eso súmale un montón de gente que está en ERTE, que no sabe si va a volver a trabajar y un gran número de pequeños empresarios, de pequeños negocios que han cerrado ya y otros que saben que el trabajo de su vida lo van a perder…Todo eso está creando una angustia en la gente, que no está para ocuparse de otros temas. Pero seguro que se ocupan cuando pase todo esto.

    ¿Has faltado algún día al trabajo por causa mayor?

    Sí. En la primera pandemia me quedé afónica y no podía hablar. ¡La única vez en 16 años! Gracias a Dios no he faltado nunca más.

    Después de tantos años juntas, ¿la gente del trabajo se ha convertido casi casi en tu familia?

    Hay gente con la que conectas más y gente que conectas menos, como todo en la vida. Pero en general sí somos una gran familia. Tenemos nuestro chat del programa, y yo tengo otros chat con periodistas amigas mías desde hace 40 años. En “AR” somos muy disfrutones, muy de hacer fiestas (aunque ahora nos ha roto eso la pandemia), de celebrar, de comer. Piensa que hay gente que entró de joven, éste era su primer trabajo, luego se han casado, tienen niños…alguno se ha divorciado…¡Como la vida misma!

    ¿Ves de vez en cuando los programas de tus competidores para analizarlos y valorarlos?

    Muy poco, porque coincidimos a la misma hora y en diferido no es lo mismo. Sí los sigo cuando no estoy en antena, pero tampoco me mortifico. Ni siquiera veo mis propios programas para ver los fallos, como hacen otros presentadores.

    ¿Preparas algún nuevo programa como productora?

    Estamos muy contentos con los programas que hace Unicorn, como el de Sonsoles Ónega, el nde Joaquín Prats y “120” minutos en Telemadrid. Están evolucionando bien y aumentando la audiencia. Además hemos dado el salto a la ficción con Desaparecidos para Mediaset (protagonizada por Michelle Calvó, Juan Echanove y Maxi Iglesias) y también hemos hecho el programa “De la vida al plato”, una serie documental para Amazon, en el que el actor y gastrónomo Juan Echanove visita ocho restaurantes españoles únicos en el mundo y que hagustado mucho. Estamos trabajando con las cadenas convencionales y también con las nuevas plataformas televisivas.

    Acabas de cumplir, el pasado 12 de enero, 65 años. ¿Impresiona estar en la tercera edad?

    Yo no creo que los 65 años sea ahora la tercera edad. Toda la vida los 65 años ha sido la edad de la jubilación. ¿No crees que han cambiado mucho las cosas en los últimos tiempos? No me siento una cría, pero sigo teniendo muchas ganas de hacer cosas y me siento igual que hace cinco o hace diez años. Igual. Creo que influye tu estado de salud y que tengas proyectos, que tengas trabajo…

    ¿Tiene que ver también la maternidad tardía?

    Todo tiene que ver, pero lo más importante es mantener una vida activa. Y la salud, claro, que es fundamental.

    ¿Vas a vacunarte cuando te llamen? En antena dijiste que cuando se pongan la vacuna los miembros del gobierno…

    Eso era una broma, pero sí mantengo que en el plan de vacunación se tenía que haber previsto que en España hay cinco o diez personas máximo, importantes para la estabilidad del país, que debían haber sido vacunadas de los primeros. No digo todo el gobierno ni todos los alcaldes, pero sí el Rey, el Presidente del Gobierno, el jefe del Estado Mayor de la Defensa…y además hubieran dado ejemplo. En otros países así lo han hecho y el Papa también.

    María Teresa Campos y tú siempre habéis estado en distintas cadenas. Cuando tú ibas a una, ella estaba en otra y hubo un tiempo que fuisteis competencia. ¿Qué te parece que ahora vuelva a Mediaset?

    María Teresa y yo hemos coincidido en la misma cadena; de hecho los últimos años no competíamos pero ella hacía un programa de fin de semana en Mediaset. Y, por supuesto, estoy muy contenta de que vuelva.

    Tú siempre has hablado bien de tus colegas de la competencia. ¿Qué opinas que dos profesionales como Teresa Campos e Isabel Gemio se hayan tirado los trastos a la cabeza públicamente?

    No lo sé. Creo que ha sido un desencuentro del que se ha hablado mucho, demasiado. No he visto la entrevista completa que le hizo Isabel Gemio a Teresa Campos, pero estoy convencida de que hubiera pasado inadvertida o no hubiera ido a más si no se le hubiese dado tanta importancia desde fuera, a posteriori. Al final fue un desencuentro y ya está.

    Fuente: Leer Artículo Completo