Primera cita; ‘Betty en NY’

Primera cita; ‘Betty en NY’

  • Armando besa a Betty.
  • Wilson cree que a Sandra le gustan las mujeres.
  • Jenny convence a Efraín de instalarse en casa de Sofía.

    Julia está convencida deque Betty está enamorada y Nicolás niega saber de quién. Ajena a esto, la joven se quiere ver hermosa para Armando y va a una peluquería. Unas horas después, llega a V&M y las reacciones no se hacen esperar. Mientras Ricardo, Marcela, Patricia y Hugo estallan de la risa y se burlan, el resto disimula. Será Daniel quien se atreva a decirle que se ve horrible: “¿No te da vergüenza? Esto es una empresa de moda, no un carnaval. Por favor, cámbiate”.

    Jenny provoca a Sofía con sus hijos y asegura que ha dado su autorización para que asistan a clases extraescolares de fútbol . “Yo les parí y soy la única que puede llamarles hijos”, grita furiosa. Acto seguido, zarandea a su rival y tira su móvil al suelo. Smith aparece en ese momento y pone fin a la pelea. “Estás despedida”, comunica a Sofía. Como Marcela se niega a interceder por ella, es Betty quien lo hace. Con la promesa de que se disculpará con Jenny públicamente y le comprará otro móvil, logra que conserve su trabajo.

    Como parte del plan de estafa que ha ideado con Mata, Daniel le propone a Armando contratar a una empresa en la India que le ahorrará un setenta por ciento el costo de producción. Ricardo al enterarse se entusiasma pues piensaque es una oportunidad para pagar la deuda a BAR Fashion más rápidamente. Betty pide a Nicolás que le lleve ropa para poder cambiarse. Patricia la sigue y por una confusión, cree que el novio de la fea es un ejecutivo. “Se lo voy a quitar. Ese millonario será para mí”, piensa.

    En un restaurante, Marcela sufre una vez más el plantón de su prometido y se emborracha. Ricardo, que está con ella, aprovecha para llevarla a su apartamento. Allí, la ayuda a acostarse y cuando la ejecutiva comienza a desnudarse hasta quedar en ropa interior, él le hace fotos con el móvil. Entre tanto, Armando deja Betty en casa y cuando los muchachos del barrio se burlan de ella, no duda en defenderla. Así, se involucra en unapelea y acaba con un ojo morado. “Trataron de robarme”, miente al encontrarse a la mañana siguiente con Marcela.

    Aura María y Giovas hacen el amor

    Nicolás consigue encontrar la caja donde Betty guarda las cosas de Armando y comprueba que ella está más enamorada de lo que pensaba. Para colmo de males, los abogados, Frank y Peter, le dicen que están corriendo muchos riesgos con BAR Fashions y no tendrán un buen final.

    Después de un exhaustivo análisis, Betty recomienda a Armando y a Ricardo no hacer negocios con la manufacturera propuesta por Daniel en la India. Marcela se pone furiosa al enterarse y tiene un enfrentamiento con la asistenta: “Te quiero fuera de aquí. Estoy harta de que te creas la dueña de V&M”.

    Enrique regresa de su viaje y Bertha decide espiarle. En los estados de cuenta ve un número desconocido y más tarde, lo pilla en un restaurante con una mujer llamada Linda. “Mi bombocito me engaña”, cuenta desolada a sus amigas.

    Betty no está dispuesta a ser la amante y quiere terminar la relación con Armando. Desesperado, este la lleva al local de su primera cita y le hace una inesperada promesa: “Romperé mi compromiso con Marcela, pero tienes que tener paciencia mi amor”. De regreso a casa, Betty se despide de su amado con un apasionado beso y Nicolás los ve. Muy enfadado, le advierte a su amiga que Mendoza solo la está utilizando, pero ella no le escucha. “Yo soy feliz. Los feos también tenemos derecho a a enamorarnos”.

    Enrique le demuestra a Bertha que Linda vende coches. “Te quería regalar uno para celebrar vuestro aniversario de bodas”, explica y el matrimonio se reconcilia.

    Patricia encuentra en su escritorio una cesta de regalo con champán, caviar, paté, trufas y uvas. “Gracias por ser tan especial”, lee en una nota. A los pocos minutos, recibe una llamada de Nicolás y ella creyendo que es millonario, acepta tener una cita con él. Betty se excita con un libro erótico que le presta Aura María y comete la locura de dejar un poema de Alfonsina Storni en el escritorio de Armando. Marcela lo encuentra y sufre un ataque de celos. “Sé que hay otra mujer. ¿Quién es?”, cuestiona a su prometido. Como este guarda silencio, decide revisar las grabaciones de las cámaras de seguridad, pero solo ve a Betty y a Sofía entrar en el despacho.

    Esa noche, decide cambiar de estrategia y espera a Armando en su apartamento vestida muy sensual: “Ella te dedica poemas y yo los hago realidad”. Quienes también viven una noche de pasión son Aura María y Giovas.

    Fuente: Leer Artículo Completo